por pedro belmares o.

Pues la vida me ha enseñado que mi discapacidad nunca me ha dejado vencer, yo fui un niño normal jugaba con mis amigos en la calle, fui creado como cualquier niño normal que solamente no podría caminar, los años de terapia me dieron movilidad en mis extremidades, estudie la primaria y parte de la secundaria y nunca me trataron diferente, mis padres me han brindado todo su apoyo  como mi historias hay miles de niños y jóvenes que piensan que su discapacidad no la detienen, ni tampoco las personas que piensan lo contrario que somos un estorbo  para los demás y se equivocan porque la discapacidad nos hacen más humanos para ayudar a otros.

Este día internacional de la discapacidad me gustaría que las personas nos escucharan un poco, para que vieran la historia del discapacitado, cuantas veces nos ponen barreras al taparnos nuestros accesos, al estacionarse en nuestro lugar y eso de alguna manera nos ofende y nos discrimina, no nos cierres las oportunidades a tener una vida normal.

No hay discapacidad  para triunfar…..

Advertisements